El poder femenino, imparable

26 dic El poder femenino, imparable

Un elenco de lujo para presentar un número de excepción. Y con todo Madrid a los pies. Así se lanzó el especial de YO DONA sobre el Poder Femenino, con el listado de las 500 mujeres más poderosas de España, que este año lleva en su portada a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría.

“Estamos aquí sin aparente techo de cristal. Pero tenemos fuerza suficiente para derribarlo”, dijo la directora de Yo Dona, Marta Michel, al dar la bienvenida al brunch-coloquio que se celebró en la planta 42 de la Torre Espacio.

Sobre liderazgo femenino, nuevos estilos de dirección, la importancia de la imagen pero también machismo y discriminación debatieron Fuencisla Clemares, directora general de Google España y Portugal, la vicepresidenta de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, Ana María Martínez Pina, la periodista y escritora Sandra Barneda, Rocío Valenzuela, directora general de la División de Gran Consumo de L’Oréal, y la piloto de automovilismo Carmen Jordá.

“El camino es extraordinariamente difícil y duro, te quitas horas de aquí y allá y lo haces todo un poco a medias, pero merece la pena”, afirmó Fuencisla Clemares.

Al acto, que contó con el patrocinio de L’Oréal e Intimissimi , asistieron muchas de las mujeres que se encuentran entre esas 500, el esperado listado que Yo Dona publica por cuarto año consecutivo con las profesionales españolas más destacadas de todos los ámbitos. “Hemos avanzado mucho pero queda mucho por hacer”, dijo Ana María Martínez, de la CNMV, recordando las dificultades de las directivas para llegar a la cúpula empresarial.

La piloto Carmen Jordá contó la discriminación que siguen sufriendo las mujeres “en el deporte en general, y en el automovilismo en particular”. “Hay mujeres piloto que creen que se ponen el casco y son iguales que los hombres pero no es verdad. Yo he sufrido muchas críticas por ser piloto y ser femenina”, contó la deportista.

También se habló de renuncias -“la vida es una elección y siempre hay renuncias pero yo prefiero hablar de lo que he ganado”, dijo Sandra Barneda– y de maternidad. “El convertirme en madre me hizo mejor profesional”, confesó Rocío Valenzuela, que también habló de la importancia de seguir siendo una misma y no tratar de emular a los hombres. Y es que como dijo Carmen Jordá, para ser poderosas “no tenemos que ocultar quienes somos”.

View Fullscreen

 

Sin Comentarios

Lo sentimos, los comentarios están cerrados en este momento.

Comparte!